Barrio de Salamanca 28001 Madrid -

Actualidad

03/03/2015

¿Para qué se usa la toxina botulínica?

¿Para qué se usa la toxina botulínica?

Entre los tratamientos que te podemos ofrecer en nuestra clínica de medicina estética en el centro de Madrid destaca la inyección de toxina botulínica. Lo que conseguimos es paralizar los músculos y que no se contraigan formando arrugas. Logramos con este tratamiento suavizar considerablemente las líneas de expresión de tu rostro durante aproximadamente 5 meses que es cuando hay que volver a proceder con las inyecciones. 

En la Clínica Doctor Soriano tardaremos unos 15 minutos en inyectarte la toxina botulínica y utilizaremos anestesia local. Esta toxina no es otro que el famoso Botox, producto autorizado por la Agencia Española del Medicamento. Nuestras clientas suelen tener predilección por corregir las arrugas de frente, entrecejo y patas de gallo. La toxina botulínica sirve también para tratar la hiperhidrosis, la sudoración excesiva que afecta sobre todo a axilas, manos y pies. En este caso lo que hace es actuar en las glándulas sudoríparas.  

Al margen de la cirugía estética, esta toxina se una también en Oftalmología y Neurología. En estos campos de la medicina, se usa para corregir el estrabismo y los espasmos musculares, causados por los impulsos eléctricos. Estos movimientos involuntarios se manifiestan ayudados por una sustancia química a modo de transmisor: el Acetylcholine. Inyectando Botox esta sustancia se bloquea y se evita de esta forma el espasmo. Por último, en nuestro centro de medicina estética del centro de Madrid siempre te recordaremos que este tratamiento no redunda en un aumento de tus pómulos, por ejemplo. Lo que hace es mitigar las arrugas considerablemente. Con nosotros conseguirás un resultado natural ya que seremos sumamente cuidadosos al inyectarte la cantidad adecuada de toxina botulínica.